El objetivo es evitar la propagación de la enfermedad (Foto: Shutterstock)

La Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía ha informado de un aumento en el brote de sarna sarcóptica que lleva meses afectando a las cabras montesas. Por ello, consideran necesario reducir la población de cabra montés en cuatro provincias para reducir el riesgos de contagios y erradicar la enfermedad.

Las provincias de Almería, Granada, Jaén y Málaga están en alerta debido a un nuevo brote de sarna sarcóptica que afecta a la cabra montés. Por ello, la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio ha decidido ahora ampliar el territorio de emergencia cinegética temporal en varias localidades -56 de ellas almerienses- para tener mayor control sobre la enfermedad.

La Junta de Andalucía tiene la intención de mantener estas medidas durante la temporada de caza 2018/2019

La Consejería ha optado por abatir los ejemplares afectados para evitar un posible contacto entre animales y la consecuente propagación de la enfermedad. El personal de la Junta de Andalucía será el encargado de realizar el control de la población junto con los titulares de los cotos afectados.

También realizará capturas de ejemplares vivos, enfermos o sanos, destinados a los cercados reservorios de la Estación de Referencia de la Cabra Montés. Un control de censos de población servirán para tomar muestras con el fin de analizarla y elaborar un mapa sobre la incidencia de la enfermedad. Al mismo tiempo, está previsto realizar sueltas para mantener la densidad de cabras en aquellas zonas donde se hayan visto más afectadas.

 

¡Deja tu comentario!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

He leído y acepto la política de privacidad
Esta es la opinión de los internautas, reservado el derecho a eliminar comentarios injuriantes o contrarios a las leyes españolas.