Manuel Campos durante la presentación del estudio.

La protección auditiva en el entorno de la caza se ha convertido en los últimos años en un tema muy relevante por parte de la comunidad de cazadores en España. La Organización Mundial de la Salud advierte de que disparar sin protección puede provocar daños auditivos irreparables.

Cazadores y tiradores que no usan protección son considerados colectivos de alto riesgo, con una incidencia de problemas auditivos cuatro veces mayor que el resto de la población. Sin embargo, son pocos los que se protegen, según el estudio La Sordera del Cazador 2.0, elaborado por 3M en colaboración con ASPY Prevención.

La presentación, que se ha desarrollado en las oficinas centrales de 3M España, ha sido introducida por Paulo Jorge Pereira (Business Unit Director de 3M) y en ella han participado la Dra. Carmen Serrano (Responsable del área médica en ASPY Prevención), José María Losa (Director general del Club Safari Internacional), Pablo González (Director General de Excopesa), Lola Fernández (Directora de Marketing de Excopesa) y Manuel Campos (Sales Manager 3M Personal Safety).

EL ESTUDIO EN CIFRAS

Según estudios complementarios realizados por 3M en 2017, en el que participaron más de mil cazadores, más del 62% de los cazadores españoles no utilizan equipos de protección auditiva mientras practican caza. Un porcentaje muy similar al recogido en el mismo estudio realizado en 2016. En este sentido, el desconocimiento sobre la necesidad de protegerse sigue siendo muy significativo y afecta al 67% de los cazadores de nuestro país. “La concienciación sigue siendo nuestra máxima prioridad para la campaña del 2017”, declaró Manuel Campos, responsable del mercado de caza y militar en 3M.

Entre aquellos cazadores que se protegen, las orejeras electrónicas son el principal equipo utilizado (49%) seguido de los tapones no electrónicos (34%). Los tapones electrónicos (8%), categoría liderada por 3M PELTOR con los LEP100, se va haciendo hueco poco a poco como elección preferida por los cazadores que se protegen.

Entre las principales excusas para no utilizar protección, el aislamiento del entorno (32%) sigue siendo la principal. “Los cazadores españoles no quieren quedarse sin escuchar su entorno”, recalcó Manuel Campos durante la presentación de los resultados.

EXPOSICIÓN AL RUIDO

En el estudio realizado por 3M y ASPY, se ha investigado de forma intensiva un elevado grupo de cazadores, realizando audiometrías individuales para conocer cómo el ruido de los disparos a afectado a su audición. “Todo cazador que se expone a ruido y no se protege, acaba perdiendo audición”, declaró de forma rotunda la Doctora Serrano durante su presentación.

Las audiometrías realizadas a cazadores de Córdoba, Badajoz y Madrid han demostrado que la incidencia de los problemas de audición en los cazadores españoles es muy relevante. Más de la mitad de los cazadores (51%) sufren problemas de audición y en todos los casos sus efectos son totalmente irrecuperables.

En esta misma presentación quedó claro que la única manera de evitarlo es utilizar protección durante las jornadas de caza a las que se expone al ruido de los disparos, muy por encima de los 85 decibelios en todas las municiones utilizadas. “Los padres cazadores están dejando sordos a sus hijos cuando les acompañan en las jornadas de caza, ya que habitualmente no protegen adecuadamente sus oídos”, contestó la Dra. Serrano a las preguntas de los medios especializados desplazados al evento. La media de los cazadores investigados durante las audiometrías era de un varón de 40 años, con más de la mitad de su vida (23,4 años) expuestos al ruido de los disparos.

CONCIENCIACIÓN PARA UNA PROTECCIÓN CORRECTA

3M lleva ya dos años elaborando estudios sobre La sordera del cazador, contando con muestras significativas de miles de aficionados a la caza. Su objetivo es concienciar al colectivo sobre la pérdida certera de audición asociada al uso de armas de fuego y la necesidad de protegerse durante la práctica de las actividades cinegéticas.

A través de la marca Peltor, 3M cuenta con más de cinco décadas de experiencia en la fabricación de soluciones que ofrecen la combinación óptima entre comodidad y protección. Entre sus sistemas de protección auditiva activa destacan las orejeras electrónicas SportTac y los tapones inteligentes LEP-100, que salvaguardan el sistema auditivo al tiempo que mejoran la escucha del entorno y la comunicación en ambientes ruidosos.

¡Deja tu comentario!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

He leído y acepto la política de privacidad
Esta es la opinión de los internautas, reservado el derecho a eliminar comentarios injuriantes o contrarios a las leyes españolas.