Falco tinnunculus, Cernícalo Vulgar

Imagen de un cernícalo vulgar cazando (Foto: Shutterstock).

Los cetreros se han mostrado contrarios ante el nuevo decreto sobre la tenencia y cría de aves rapaces propuesto por la Junta de Extremadura. El colectivo afirma que la Junta se adjudicaría competencias que ya son reguladas mediante otras normas, como puede ser la cría en cautividad.

Tanto la Asociación de Cetreros Extremeños (ACEEX), como la Asociación Española de Cetrería y Conservación de Aves de Presa (AECCA) consideran que el proyecto de decreto sobre tenencia, exhibición y cría en cautividad de aves de presa que prepara la Junta de Extremadura plantea varios problemas.

Entre otros, que la Junta se adjudica competencias que corresponden a otros organismos, como es el caso de la cría en cautividad, que ya está regulada por el Cites (Convenio sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Fauna y Flora Silvestre), el registro del ADN de las rapaces, que corresponde a los Servicios de Inspección Soivre, o la autorización de tenencia de estas aves, que es de la persona que legalmente ha adquirido el ejemplar y cuenta con la documentación que acredita su procedencia.

Aceex cree que el decreto perjudica a la cetrería, y destaca que se trata de una copia del catalán.

También la Federación Extremeña de Caza se ha sumado a la hora de presentar alegaciones al decreto en tramitación. A pesar de que el colectivo de cetreros extremeños impulsó la creación de esta normativa, lamentan que la administración regional haya excluido a Aceex del desarrollo del decreto. En su opinión, “debería haberse creado un grupo de trabajo donde los cetreros de la región pudieran aportar su experiencia e inquietudes”. Además, critican que en este proceso sólo se les haya invitado a participar en una reunión, y afirman que la Consejería de Medio Ambiente y Rural, Políticas Agrarias y Territorio se negó a cualquier tipo de negociación.

La asociación demanda un decreto y un marco jurídico que sea apropiado para la actividad

Al mismo tiempo recuerdad que es el propio cetrero el interesado en que se persiga y denuncie cualquier actividad ilegal relacionada con la tenencia de aves de presa. También solicitan un programa regional de cría, en el que un equipo multidisciplinar de cetreros pueda ayudar a que ciertas especies vulnerables dejen de estar en peligro de extinción, como es el caso del águila imperial ibérica.

Además, el colectivo exige que la nueva regulación favorezca la cetrería, que desde hace decenios se usa para recuperar y reintroducir rapaces en la naturaleza y que la Unesco declaró Patrimonio Inmaterial de la Humanidad en el año 2010.

¡Deja tu comentario!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

He leído y acepto la política de privacidad
Esta es la opinión de los internautas, reservado el derecho a eliminar comentarios injuriantes o contrarios a las leyes españolas.